NOS TOCA DEJAR UNA

huella.

Siento que en esta navidad, me falta alguien

Por Yleis V. Hernández Silva,

Trabajadora Social Clínico en Formación – UIPR 2020


Las Navidades son un momento hermoso y oportuno para disfrutar con nuestros seres queridos. Sin embargo, para muchas familias en duelo, también es la época del año en que recuerdan a las personas que ya no están. La forma en que se maneja este dolor va a depender de muchos factores, entre ellos; la relación con la persona fallecida y etapa de duelo en la que te encuentras.


Sabemos que enfrentar la Navidad sin el ser amado, puede ser abrumador. A continuación, te ofreceremos algunas formas prácticas para afrontar la pérdida durante las épocas festivas:


1. No tienes que renunciar a la Navidad

Considera diferentes formas de celebrar y permítete disfrutar. Muchas personas deciden dejar a un lado las festividades, aun cuando las disfrutaban en el pasado. El dolor por una perdida no te impide mantener la ilusión navideña. Reformula e incorpora nuevas tradiciones en familia. La creación de nuevas tradiciones y rituales te brinda la oportunidad de encontrar formas significativas y duraderas de recordar a tus seres queridos. Además, permite a los fallecidos desempeñar un papel continuo en las celebraciones navideñas del futuro.


2. Honra a tu ser querido

Incluso muchos años después de que alguien muere, la Navidad puede ser un momento difícil e intensamente emocional en el que debemos cuidarnos a nosotros mismos y a los que nos rodean. A medida que pasa el tiempo, las ocasiones especiales pueden ayudarnos a recordar momentos felices vividos en el pasado. Recordar y celebrar pueden ser cosas que hacemos solos, con amigos o familiares. En el proceso se pueden incorporar fotos, cartas o recuerdos particulares; compartir estos con otros puede ser algo que nos une.


3. Siente la pérdida como algo natural

Afronta la muerte de una manera abierta y natural. Es momento para que la familia exprese sus sentimientos de manera sincera, este podría ser un paso difícil, pero valioso. El conflicto dentro de una familia puede surgir cuando tenemos expectativas, así que trate de ser sensible a las necesidades de los demás y las propias. Las emociones no son negativas o positivas, valídelas y expréselas.


4. Mantén una rutina saludable

El período navideño puede significar que su rutina normal se interrumpa, compilando la forma en la que nos cuidamos. Trata de mantener patrones regulares de sueño, una alimentación balanceada y evitar el consumo de alcohol. Compartir con amigos o familiares (aunque sea de manera virtual), ser voluntario de alguna organización y contribuir de manera significativa a la comunidad pueden ayudarte sanar.


A pesar de esto, algunas personas en duelo descubren que no desean celebrar la Navidad, mientras que otras encuentran entienden que mantener su rutina es el mejor tributo que pueden rendir a su ser querido. No hay ninguna regla que nos obligue a celebrar las fiestas, si experimentas dolor, tómate este año libre. La Navidad es exactamente lo que haces con ella, puede ser una época feliz, como también puedes experimentar soledad y tristeza.


Debes saber que mejorará, seguro no es la primera vez que lo lees. El dolor como todas las emociones es cambiante. Si hay algo para recordar, es esto: El sufrimiento no permanente, si necesitas ayuda ¡PIDELA!


Referencias: Prieto, V. (2018). La pérdida de un ser querido: Estrategias para el duelo. Sentirte mejor no es olvidar. La Esfera de los Libros.

299 views

Recent Posts

See All

20 formas de dar gracias

Entérate de las 20 formas de dar gracias traído por Michelle Ríos, Trabajadora Social en Formación de la Universidad Interamericana de Puerto Rico, Recinto Metropolitano. • Exprésalo con gestos de ama